La vida de Byron.

Desde Sudáfrica hasta la otra punta del mundo por medio del GS Trophy.

Conducir por glaciares desde la jungla del Sudeste Asiático hasta Islandia: a Byron Coetsee, el campeón del International GS Trophy, montar en la GS le abre todo un mundo de posibilidades. El lugar de destino de su última misión se encuentra a 11 500 kilómetros al norte de Ciudad del Cabo, su ciudad natal.

Todo el que tenga la intención de rodar un anuncio para la nueva R 1200 GS debe seleccionar cuidadosamente la localización, especialmente en estos tiempos en los que los paparazzi pueden aparecer de repente en cualquier momento. Para el equipo de rodaje, que viajó hasta Islandia para su último encargo, fue una ventaja que a la mayor parte de los pilotos de aventura no se les hubiera pasado aún por la cabeza el país con menor densidad de población de Europa. Esto hace que la isla sea el lugar perfecto para filmar el producto.

+ Saber más

Mi casa es tu casa.

El piloto más famoso de la campaña es el residente de Ciudad del Cabo Byron Coetsee, de 24 años. Después de un largo viaje, recibió una amistosa bienvenida de Inga Birna Erlingsdóttir, la piloto de GS islandesa, que compitió en la prueba eliminatoria femenina y también participa en el rodaje del anuncio de la última GS.

A pesar de vivir en puntos opuestos del mundo, Inga y Byron se hicieron rápidamente amigos gracias a las experiencias que han compartido en el GS Trophy. Antes del rodaje, Byron estuvo varios días ayudando a Inga a desarrollar sus competencias todoterreno. 

 

+ Saber más

"Me gusta ver cómo alguien perfecciona sus habilidades de conducción", admite el sudafricano de pelo largo. Él mismo ganó el BMW Motorrad International GS Trophy en el Sudeste Asiático en marzo del 2016, junto con sus compañeros de equipo Charl Moolman y John Harris. "Decidí venir antes para así poder entrenar un poco a Inga. Ha progresado muchísimo. Es divertido ver eso". Esto es precisamente lo que distingue a la comunidad BMW Motorrad: necesitamos apoyarnos y darnos impulso los unos a los otros. Desde que ganó el trofeo, a Byron no ha dejado de sorprenderle lo estable y útil que es la red mundial de moteros que están unidos en su pasión por la GS.

+ Saber más

"Gracias al trofeo tuve la suerte de poder conducir con algunos de los mejores pilotos del mundo, pero jamás hubiera imaginado que el aprecio a esta moto pudiera dar lugar a una comunidad que atraviesa todo el mundo. Mientras tanto, tengo amigos en todas partes del mundo; puedo ir prácticamente a cualquier sitio y casi siempre encontraré a alguien con quien pueda quedarme". Byron, Charl y John también han hecho lo mismo tras su visita a los BMW Motorrad Days 2016 en Garmisch-Partenkirchen, Alemania. El trío viajó por Alemania, Austria, Suiza, Liechtenstein, Italia y la República Checa y se encontró con sus competidores del GS Trophy en el camino. Esto ilustra uno de los principios del mundo BMW Motorrad: nunca conduces solo.

+ Saber más

Cómo empezó todo

 

La pasión de Byron por los vehículos de dos ruedas empezó en la pista de motocross de su ciudad. Su padre le llevó allí cuando tenía 7 años. Cuando Byron vio una moto para niños de 80 c. c., que estaba de oferta, le suplicó a su padre que se la comprara. Su padre le prometió que si conseguía conducir por una ruta pasando por arenas profundas y era capaz controlar el vehículo sin los pies, la moto era suya. Siendo tan decidido entonces como lo es ahora, de alguna manera dominó esta tarea y, por lo tanto, dos días después apareció su padre con la pequeña moto encima del remolque. Había nacido una pasión de por vida.

 

+ Saber más

"Todos los fines de semana le suplicaba a mi padre que me dejara conducir, y me montaba en mi moto cada vez que podía, incluso en nuestro jardín. Como estábamos reformando la casa, utilizaba el montón de arena como una colina de salto". Después vino la primera carrera de motocross, en la cual tuvo bastante éxito. Más adelante, siguiendo los consejos de su padre, empezó a interesarse cada vez más por las motos de aventura.

+ Saber más

"Cuando tenía 14 años, me montó en su GS y me dejó conducirla una vez dando la vuelta a la manzana en primera. Él se sentó en el asiento trasero; tenía una gran confianza en mis habilidades de conducción. Aquello reforzó mi autoestima. Ahora los dos tenemos nuestras propias GS y hacemos rutas juntos".

+ Saber más

Primero los tours, después los trofeos

Byron ha recorrido Sudáfrica y Namibia en innumerables tours. Se convirtió en un piloto con una enorme experiencia y, después de haber ganado carreras clasificatorias regionales y nacionales, compitió para el equipo sudafricano en el International GS Trophy. Byron, Charl y John estaban muy motivados, y todos querían ser el primer sudafricano en llevarse el trofeo GS a casa.

"Éramos conscientes de que esto no trataba de nosotros individualmente, solo ganaríamos si tirábamos del carro todos juntos. Antes de que comenzara la carrera del trofeo, pasamos mucho tiempo conociéndonos. Fuimos a entrenar a Lesotho y trabajamos estrechamente con el periodista Stefan Boshoff. En Tailandia participamos juntos en la competición y salimos victoriosos de ella".

+ Saber más

Como a todos los demás participantes del trofeo que ha habido antes que él, a Byron le encantaría permanecer como "parte de la familia", y también participar en el siguiente trofeo de GS. Para él, lo más destacable del trofeo de este año es que, por primera vez, participó un equipo femenino. En su opinión, esto ha sido un paso extremadamente positivo para BMW Motorrad. "Creo que es genial que haya mujeres que estén tan locas como nosotros por las GS. Es fantástico que BMW les ofrezca la plataforma para desarrollarse más, ha dado en el clavo. Al permitir que un equipo femenino participe en el trofeo de GS, ha dejado claro de una manera increíble que hay muchas mujeres que tienen derecho a un lugar dentro de la 'familia'. En un ámbito predominantemente masculino, creo que es algo genial".

+ Saber más

Aquí y ahora

Los últimos 12 meses han sido muy ajetreados para el ingeniero de software de Ciudad del Cabo: apenas hubo completado las carreras clasificatorias regionales y nacionales con su R 1200 GS modelo del 2009, pasó a formar parte del equipo ganador en una carrera internacional en el Sudeste Asiático y, poco tiempo después, condujo hasta Islandia con la nueva GS. Desde el momento en el que se sentó en la última versión, Byron está convencido de que la mejor moto del mundo es ahora incluso mejor.

"La GS ha sido siempre una moto legendaria, pero en los últimos años ha evolucionado de una manera impresionante, desde la introducción de la refrigeración por agua hasta esta última versión, en la que estoy montado ahora mismo. Sinceramente, parece que estuviera en una moto de motocross pesada, es simplemente fabuloso. Es increíble lo que los desarrolladores de BMW han hecho con la nueva GS".

 

+ Saber más

 

Islandia, con sus paisajes impresionantes de campos de lava, cascadas, glaciares y géiseres, es para Byron un destino estupendo para los seguidores de la GS; sin embargo, también opina que nada puede superar a Sudáfrica cuando se trata de tours de aventura, debido a su inmensa variedad. "Gravilla, enduro, pistas asfaltadas... En Sudáfrica hay de todo, desde dunas en Atlantis hasta las montañas de Franschhoek, ¡donde puedes conducir por 13 puertos de montaña en un solo día! Además, aquellos que prefieran conducir por carreteras no asfaltadas verán bien invertido su dinero".

 

+ Saber más
«
No tengo mucho tiempo libre, es verdad. Cuando no conduzco, pienso en conducir; estoy bastante obsesionado.
»

Byron Coetsee

Si no está sentado en su moto, Byron desarrolla aplicaciones. Es un hombre muy ocupado y, como él mismo dice, tiene una extraña pasión por las licencias de conducción, ya sea para vehículos de tierra, mar o aire. Quiero poder llegar a cualquier lugar de este planeta, por eso tengo licencia de buceo, permiso de conducir y licencia de piloto. Después de conseguir la licencia de navegación, lo siguiente será el permiso para conducir camiones.

+ Saber más
Más historias que pueden interesarte.
Motocicletas adecuadas.